Otras publicaciones:

Book cover

9789871867103_frontcover

Otras publicaciones:

frontcover1

Book cover

Introducción

El Tratado Teológico-político (TTP), publicado en 1670, es la única obra de Spinoza sobre cuestiones políticas publicada en su vida. El Tratado Político (TP), iniciado en 1675, quedará inconcluso por la muerte del autor en 1677. La cuestión de la continuidad o discontinuidad del pensamiento de Spinoza entre ambos tratados ha generado innumerables controversias entre sus distintos intérpretes. En este trabajo investigaremos esta problemática teniendo como eje el concepto de pacto, el modo en que se arriba de los individuos naturales a la sociedad civil en cada tratado.

Los cambios en el contexto de producción del TTP y el TP son notables. La redacción y publicación del primero (1665-1670) se da en un contexto de apoyo al régimen liberal de Jan De Witt por garantizar las libertades de opinión y culto[1] contra los calvinistas, a quienes acusará de promover la falsa religión y la superstición, y los orangistas, asociados a la falsa política, la monarquía[2]. El TP, por su parte, se escribe luego de la obtención del mando militar por el príncipe de Orange en 1672 y el posterior asesinato de los hermanos De Witt. La restauración de la monarquía en Holanda, luego de varios años de aristocracia liberal, significa para Spinoza la ruina de su país[3].

El escenario histórico-político en que se encuentra nuestro filósofo a la hora de escribir uno y otro tratado es, por lo tanto, muy distinto. Ahora bien, ¿Implica esto un cambio a nivel más profundo? ¿Podemos hablar de un cambio en la concepción política de Spinoza de un tratado a otro?

En este trabajo intentaremos dar respuestas a estos interrogantes teniendo como eje el concepto de pacto. Es decir, investigaremos si el modo en que se arriba del estado de naturaleza al Estado civil es el mismo en el TTP y el TP o si se puede hablar de una ruptura entre ambos tratados respecto de este tema.

El propio Spinoza considera el TP como una continuación del TTP, de hecho el Capítulo II del TP comienza anunciando que retomará lo dicho tanto en el TTP como en la Ética, allí dice:

“En nuestro Tratado teológico-político hemos tratado del derecho natural y civil, y en nuestra Ética hemos explicado qué son el pecado, el mérito, la justicia, la injusticia y, en fin, la libertad humana. Pero para que quienes lean este tratado no tengan que buscar en otros cuanto es imprescindible para su comprensión, he decidido explicar de nuevo aquí esos conceptos y demostrarlos apodícticamente”[4].

De esta manera, escribe este último tratado sobre la base del primero, sin concebir, al parecer, ruptura alguna entre uno y otro, sino más bien una continuidad tanto en lo que refiere al derecho natural como al civil.

Sin embargo, la cuestión de la continuidad no cesó de ser problemática para aquellos estudiosos de sus obras. Todos los estudios sobre el pensamiento político de Spinoza se ven atravesados por la controversia de si entre sus dos tratados se puede o no hablar de continuidad, particularmente en lo que respecta al pacto fundante de la sociedad civil. Con el objetivo de poner de relieve esta cuestión, expondremos las lecturas de cuatro intérpretes cuyas voces consideramos de fundamental relevancia en este tema. Cada uno expresará una postura diferente que nos permitirá constatar cómo a partir de los mismos textos surgen lecturas distintas e, incluso, contrapuestas entre sí.

En primer lugar, mostraremos mediante qué argumentos Antonio Negri establece una ruptura entre el TTP y el TP por considerar que el primer tratado funda la sociedad civil en un pacto o contrato, mientras que el segundo elimina toda posibilidad de plantear el paso al Estado de modo contractualista por abordar el pasaje a la sociedad civil como una unión o acumulación de potencias[5].

Defendiendo también una lectura discontinuista, aunque muy diferente de la de Negri, se encontrará el análisis desarrollado por Reyda Ergün y Cemal Bali Akal. Ellos plantearán una ruptura entre el TTP y el TP sosteniendo que si bien en el TTP se halla la idea de pacto, éste no tiene una perspectiva “contractualista”, mientras que el TP tiene un espíritu contractualista que no reside muy lejos del hobbesiano[6].

Ahora bien, también hay lecturas que plantean la continuidad entre ambos tratados en relación al paso al Estado civil. Entre ellas se hallarán la de Antonio Hermosa Andújar y la de Emilia Giancotti. El primero establecerá una continuidad entre el TTP y el TP basada en el carácter contractualista de ambos tratados, es decir, ubicará el pensamiento político spinocista en la corriente iusnaturalista clásica. En este sentido no encontrará diferencias considerables entre el pacto hobbesiano y aquel postulado por Spinoza[7].

Emilia Giancotti, por su parte, se ubicará en las antípodas de Antonio Hermosa Andújar. Ella defenderá una interpretación continuista por observar un pacto de tipo no contractualista en ambos tratados. Según esta autora, el contrato descripto por Spinoza en el TTP no desaparece en el TP, sino que recibe allí su formulación más adecuada. Este, al excluir toda idea de alienación de derechos naturales y representación, permite catalogar a Spinoza como un pensador completamente diferente a aquellos contractualistas[8].

La discusión en torno a la continuidad o ruptura entre ambos tratados en relación al concepto de pacto tendrá, como se ve a partir de lo expuesto, como principal interlocutor al contractualismo moderno. Todos los intérpretes que hemos expuesto previamente han investigado esta problemática teniendo a la teoría del contrato social como eje comparativo y nuestro trabajo también lo hará. Es por esta razón que estimaremos de fundamental importancia brindar una breve caracterización de los elementos esenciales de esta teoría. Para dicha caracterización utilizaremos tres textos que consideramos relevantes: En primer lugar, “El modelo iusnaturalista”[9] de Norberto Bobbio. En segundo lugar, “Pensamiento político moderno” [10] de Jorge Dotti. Por último, Crítica y Crisis: estudio de la patogénesis del mundo burgués[11] de Reihart Koselleck.

La hipótesis que defenderemos se encontrará en la misma línea que aquella sostenida por Emilia Giancotti. A lo largo de este trabajo brindaremos argumentos que permitan demostrar en qué sentido Spinoza es un pensador que se encuentra en la orilla contraria de todo contractualismo y cómo esto se ve expresado claramente en sus dos tratados políticos.

En este sentido sostendremos una lectura unitaria del TTP y TP, demostrando que el pacto tematizado en ambos tratados es el mismo y que es imposible inscribirlo en la corriente iusnaturalista. Para esto realizaremos un análisis de cada tratado por separado, investigando en cada caso cómo es el modo en que se arriba de las individualidades naturales a la sociedad civil. En este camino nos detendremos en 3 cuestiones que nos parecen fundamentales para este objetivo. En primer lugar, estudiaremos el concepto de derecho natural tal como es descripto por Spinoza, con el fin de comprender de qué manera los hombres son por naturaleza. En segundo lugar, analizaremos explícitamente cómo se da el acuerdo que permite el origen del Estado civil. En este punto investigaremos en qué se sustenta dicho pacto y qué es lo que ceden y qué derechos conservan los sujetos pactantes. Por último, examinaremos el concepto de democracia tal como es expuesto por Spinoza, demostrando en qué sentido el pacto propuesto a lo largo de cada tratado sólo da origen a este tipo de Estado y qué implicancias tiene esto en su propuesta política.

Nuestro objetivo es mostrar cómo desde el comienzo hasta el final de cada capítulo Spinoza brinda argumentos fuertes que permiten alejarlo radicalmente de sistemas de tipo contractualista. Consideramos que el ubicar a Spinoza en la corriente iusnaturalista surge del error, innumerables veces cometido, de quedarse en los términos sin ir más allá, de comprender su propuesta política de modo superficial.

Una vez demostrado el carácter completamente anti contractualista de cada tratado por separado, se nos revelará de manera contundente la unidad del pensamiento político spinocista en su conjunto, es decir, la continuidad que une al Tratado Teológico-político con el Tratado político en lo que refiere al paso del estado de naturaleza al Estado civil.


  1. “Nos ha caído en suerte la rara dicha de vivir en un Estado, donde se concede a todo el mundo plena libertad de opinar y de rendir culto a Dios según su propio juicio, y donde la libertad es lo más preciado y lo más dulce” (TTP, p. 7).
  2. Spinoza considerará a la monarquía como falsa política por ser contraria a un Estado libre. Ya en el Prefacio al TTP explicita “el gran secreto del régimen monárquico y su máximo interés consisten en mantener engañados a los hombres y en disfrazar, bajo el especioso nombre de religión, el miedo con el que se los quiere controlar, a fin de que luchen por su esclavitud, como si se tratara de su salvación…” Desde este momento dejará en claro sus preferencias políticas y su desprecio por este tipo de régimen. (TTP, p.7).
  3. A. Domínguez, “Introducción” al Tratado Político, versión de Atilano Domínguez, Alianza, Madrid, 2010, p.14.
  4. TP, p. 276. Énfasis nuestro.
  5. Negri, A., Spinoza y Nosotros, Colección Claves, Buenos Aires, Nueva Visión, 2011; Negri, A., La anomalía salvaje. Ensayo sobre poder y potencia en Baruch Spinoza, Anthropos, Barcelona, 1993.
  6. Ergün, R., Bali Akal, C., “Sobre la incompatibilidad entre el TP y el TTP” en Spinoza. Cuarto Coloquio, D. Tatián (comp.), Ed. Brujas, Córdoba, 2008.
  7. Hermosa Andújar, A., La Teoría del Estado de Spinoza, Servicio de Publicaciones de la Universidad de Sevilla, Sevilla, 1989.
  8. Giancotti, E., “Introducción” en Antonio Negri, Spinoza Subversivo, Variaciones (in)actuales, Madrid, Ediciones Akal, 2000.
  9. Bobbio, N., Bovero, M., “El modelo iusnaturalista”, en Origen y fundamentos del poder político, Trad. José Fernández Santillán, Colección Enlace, Ed. Grijalbo, México, 1985.
  10. Dotti, J., “Pensamiento político moderno”, en Del Renacimiento a la Ilustración I, Ezequiel De Olaso editor, Enciclopedia Iberoamericana de Filosofía VI, Trotta, Madrid, 1994, pp. 53-76.
  11. Koselleck, R., Crítica y crisis. Un estudio sobre la patogénesis del mundo burgués, Traducciones de Rafael de la Vega y Jorge Pérez de Tudela, Editorial Trotta, Universidad Autónoma de Madrid, Madrid, 2007


Deja un comentario