Otras publicaciones:

9789871867936_frontcover

Book cover

Otras publicaciones:

12-4594t

12-3772t

Introducción

Graciela Castro y Yussef Becher

Para quienes nos dedicamos a la investigación social, la tarea de escritura tiene una significación especial. No se trata solo de arrojar algunas palabras en hojas en blanco, pues implica elecciones estéticas, sentidos políticos, el respeto por la voz de los actores. Las palabras que utilizamos en nuestros textos son elegidas cuidadosamente con la intención de que los lectores comprendan lo que proponemos comunicar, sientan que los autores los estamos invitando a caminos que nos estimulen el pensamiento.

El lenguaje también conlleva un uso político, por ello la nota preliminar del libro; dicho uso puede conducir, a veces, como sucede con el lenguaje de género inclusivo, a remover las telarañas de algunos espacios, incluidos los académicos. La invitación a realizar un uso político del lenguaje, pues todo es político y, a la vez, lo político requiere su especificidad, no supone imposiciones ni obligaciones que no estemos dispuestos a asumir, sino utilizar el lenguaje de modo rupturista para movilizar esquemas o estructuras, hacer visible lo invisibilizado, nombrar lo que en otros tiempos era innombrable. En ese sentido, no solo implica colocar en una palabra una x o los artículos los/las, sino una actitud que remueva el óxido que corroe algunas instituciones y muestre el brillo de la libertad, de la alteridad, del respeto hacia la otredad.

Cuando en el año 2015 efectuamos la presentación a la convocatoria del Fondo para la Investigación Científica y Tecnológica (FONCyT) con el proyecto titulado Involucramientos sociales juveniles en la contemporaneidad: construcción de identidades políticas y sindicales en la provincia de San Luis, si bien ya contábamos con experiencia en nuestro acercamiento al estudio de las culturas juveniles –desde inicios del siglo xxi en el ámbito de la Universidad Nacional de San Luis, donde desarrollamos nuestras actividades de docencia e investigación–, nos ilusionaba el desafío de poder continuar conociendo, analizando y comprendiendo los modos y características que muestran las juventudes en sus involucramientos sociales, sus ideas, proyectos y, también, los desafíos a los que se enfrenta el colectivo sociogeneracional.

Tras una primera etapa del proyecto, cuyos avances quedaron registrados en el texto que titulamos Militancias y políticas juveniles. Involucramientos sociales en contextos provinciales (Editorial Teseo, 2018), como grupo de investigación observamos la influencia de las instituciones dominantes en las prácticas de militancia juveniles (algunas, con mayor incidencia, tales como la familia) y también advertimos influencias que provenían de las instituciones educativas y el peso que adquirían los mensajes que se difundían a través de los medios de comunicación.

Como lo hemos señalado –en diversos textos de nuestros avances–, hacemos propia la expresión de Ágnes Heller, quien considera la vida cotidiana como centro de la historia. ¿Qué implica tal acepción? En términos generales, ello supone reconocer que los procesos históricos van dejando sus huellas, sus marcas, en la cotidianidad de cada sujeto. Durante las actividades investigativas que comprendió la primera etapa del proyecto (2016), en Argentina se produjo el cambio de gobierno nacional, y también en algunas provincias y municipios. Ese proceso institucional también mostró su influencia en los discursos y actividades de los involucramientos juveniles. Otro factor que –para nosotros, como investigadores de universidades públicas– adquirió una significancia particular fue la coincidencia en que los momentos en que el libro se objetivaba en las páginas del texto, dichas universidades atravesaban complejas situaciones presupuestarias que alteraban su adecuado funcionamiento. Por nuestras tareas, tales situaciones no solo afectaban nuestras actividades como docentes e investigadores, sino también, de modo particular, nuestro contacto diario con los jóvenes en el ámbito universitario. Fuimos testigos de las circunstancias críticas que atravesaban muchos jóvenes para enfrentar la situación socioeconómica que cada día se agudizaba en el país, que los conducía, en algunos casos, a desertar como estudiantes por la dificultad para afrontarla.

Si bien cada uno de quienes integramos el proyecto contábamos con perfiles personales, lo que nos llevaba a expresar actitudes comprometidas con la realidad social, política y cultural, tras el cambio de gobierno nacional, en 2015, acrecentamos los involucramientos sociales que se manifestaban tanto en ámbitos universitarios como sociales. Otro tema que se fue colocando como hecho convocante se relacionó con los derechos ligados al género. El protagonismo que adquirió el feminismo, las diversidades de género y las temáticas relevantes vinculadas a ello nos volvieron a encontrar como ciudadanos, recorriendo calles citadinas en marchas y reclamos, y, una vez más, nuestros pasos se entremezclaban con los de los jóvenes que no dejaban al costado del camino las ideas, las luchas y las convicciones. Esas preocupaciones también las vimos reflejadas en nuestras tareas como investigadores, en las que los temas de la realidad social, política y cultural se hacían presentes en nuestros diálogos con los jóvenes.

Este nuevo libro se asoma en otro tiempo político, con otros perfiles y sentidos. Con este producto cultural finalizamos aquel proyecto que iniciamos en 2015. En esta propuesta abordamos aspectos que se vinculan con las políticas sociales, la construcción de las subjetividades y la emergencia de nuevas politicidades que colocan perfiles particulares a las juventudes, tanto en sus involucramientos sociales y políticos como en sus historias personales. A ello se han agregado otras temáticas que marcaron agenda en la vida social, tales como el papel del género y los cuidados. Cada uno de los textos muestra los recorridos de formación de cada uno de nosotros. Ninguno adquiere mayor relevancia que otro. Cada uno de nosotros hemos efectuado nuestros propios recorridos de formación y de experiencias, pero este libro no es el resultado de individualidades, sino una polifonía de voces, de historias, de trayectorias que cada uno atravesamos.

En nuestras investigaciones, los protagonistas son los jóvenes, integrantes del colectivo sociogeneracional que generosamente, sin temores ni tapujos, nos invitan a formar parte de sus tiempos y espacios; compartir mate, café, bizcochos, facturas, todo ello para conocer sus historias, observar sus gestos, reconocer la vehemencia o la indignación que por momentos invade sus discursos –por lo general, como consecuencia del vínculo con adultos– e indagar en sus prácticas de involucramiento social. Para nosotros es sumamente valioso contar con la información que nos proporcionaron en cada encuentro; asimismo, la satisfacción de algunas entrevistas que no se limitaron a lo estrictamente investigativo, sino que ahondaron en sus biografías personales, con sus avatares y desafíos, como señala el título del libro.

Nuestro agradecimiento a la universidad pública que nos abre caminos de pensamientos, de encuentros con colegas de diversas instituciones que nos ayudan a continuar pensando y creyendo en la posibilidad de construir sociedades más equitativas, justas, respetuosas, y siempre convencidos de la importancia de la educación como ámbito propicio para el desarrollo de las sociedades y los sujetos.

Agradecemos la constante colaboración de la Secretaría de Ciencia y Tecnología de la Universidad Nacional de San Luis, en las queridas presencias de la licenciada Clara Divito, la señora Gabriela Gimeno y el señor Marcelo Roldán.

Un agradecimiento especial a las doctoras Karina Batthyány y Natalia Genta, de la Universidad de la República (Uruguay), y a la doctora Andrea Bonvillani, de la Universidad Nacional de Córdoba (Argentina), por aceptar nuestra invitación a sumarse a este libro.

Queremos expresar nuestro agradecimiento a la doctora Miriam Kriger (CONICET) por dedicar su tiempo y experiencia a prologar este libro.

Finalmente, sin que ello implique colocar en última instancia su participación, un profundo agradecimiento a los jóvenes que con afecto y predisposición nos permiten compartir retazos importantes de sus historias personales. Sin ellas no sería posible acercarnos a conocer las culturas juveniles de estos tiempos. Ellos son los jóvenes en movimiento, muchas veces silenciados por prejuicios o estigmas, a los que, con mucho empeño, les dedicamos largas horas al procurar que cada texto los muestre de modo auténtico, sin velos que oculten sus realidades.

Deseamos que cada lector/a de este texto halle en él aspectos que le permitan acercarse a la vida de los jóvenes, superar estereotipos y reconocer que su participación es en el hoy y no tienen que aguardar el futuro.

Con este libro concluimos las actividades del proyecto de investigación científica y tecnológica (PICT) n.º 2918 (FONCyT-AGENCIA) dirigido por la doctora Graciela Castro. Además, integraron el equipo de investigación la magíster Sandra Arito, el magíster Yussef Becher y la licenciada Rocío Velazquez.

¡A todos, gracias!



Deja un comentario